Algo termina, algo comienza

El calendario marcaba el 30 de diciembre y el 2016, año de nuestro resurgir se iba extinguiendo. Para finalizar los 366 días llenos de emociones y satisfacciones para nuestra institución, arribó un jovencito que no ha cumplido ni la mayoría de edad, pero que eso no ha sido impedimento para consolidarse como uno de los prospectos con mayor proyección del fútbol del continente, Juan Camilo Hernández se vistió de rojo.

“Me pongo una camisa muy grande y siento la responsabilidad por todos aquellos que engalanaron la historia del club. Espero ganarme la confianza del cuerpo técnico y el cariño de la hinchada. A los 17 años, llegar acá es algo muy importante para mí, todavía no lo asimilo. Espero superar lo que hice con el Pereira, aquí en América.”

Los 20 goles que lo convirtieron en máximo artillero del Torneo Águila, rápidamente provocaron que los ojos del fútbol mundial voltearan hacia la capital de Risaralda. ‘El Cucho’, como fue bautizado en las calles de Pereira en honor a Esteban Cambiasso, explotó en su segundo año con el equipo ‘Matecaña’ y lo llevó a disputar el ascenso, aunque con el infortunio de ver frustrada su aspiración en el último minuto en su partido frente a Leones n la última fecha de los cuadrangulares.

“Espero hacer grandes goles con esta camiseta. Antes de llegar a Europa, me pareció lo mejor poder jugar en un club histórico de mi país. Jugar al lado del ‘Tecla’ va a ser importante porque me puede aportar mucha madurez. Quiero ganar algo de todos mis compañeros por el bien de mi persona como profesional.”

EL torneo terminó, Pereira se quedó, América subió y ese ascenso benefició el camino del volante creativo pero con olfato de delantero, quien proyecta su futuro en tierras ‘Ibéricas’, realizará una escala en el cuadro americano, confiado en adquirir mayor rodaje en primera división y conseguir un título bajo las órdenes del profe Hernán Torres.

 “Fui capitán del Pereira y siento que no me pesó. Con respeto y humildad, pude conducir al equipo, aupado por la confianza del cuerpo técnico. Este ejemplo lo tomé de mi padre porque creo que haber acompañado a mi papá a jugar a todas las canchas de Pereira, me ayudó a entender cómo debo comportarme en el terreno de juego.”

La cancha del Pascual Guerrero lo espera. La hinchada más popular espera celebrar sus gambetas, sus pases y goles, dejando atrás la fuerte rivalidad entre ‘Matecañas’ y ‘Escarlatas’ la temporada pasada. Juan Camilo Hernández, un joven talento que seguramente dejará huella en su paso por la institución americana.

Compartir

Relacionados

Déjenos su comentario